El Artico

La reserva global de semillas en el Ártico se inunda por culpa del calentamiento global

El cambio climático ha puesto en peligro las semillas más valiosas del mundo, guardadas en una bóveda enterrada en el hielo y que se suponía capaz de resistir cualquier desastre.

reserva-semillas-artico-peligra-temperaturas_ediima20170522_0740_20

La reserva global de semillas en el Ártico peligra por culpa de las altas temperaturas JOHN MCCONNICO

Se diseñó como una inexpugnable fortaleza congelada que protegería las semillas más valiosas del mundo de cualquier desastre mundial y aseguraría el abastecimiento de comida de la humanidad para siempre. Pero la Bóveda Global de Semillas, enterrada en lo profundo de una montaña en el Círculo Polar Ártico, ha sido ‘profanada’ por el calentamiento global, que generó temperaturas tan extraordinariamente altas durante el invierno que el agua derretida se coló por el túnel de entrada.

La bóveda está en la isla noruega de Spitsbergen y contiene casi un millón de paquetes de semillas. Cada paquete corresponde a una variedad de un importante cultivo alimenticio. Cuando se abrió en 2008, se suponía que el profundo permahielo en que está enterrada  la bóveda ofrecería protección contra “el desafío de los desastres naturales o humanos”.

Pero  las altas temperaturas que vivió el Ártico en  el año más caliente del que haya registro provocaron derretimiento y muchas lluvias, en lugar de la nieve liviana que suele caer. “No se nos ocurrió que se pudiera derretir el permahielo y que se podría llegar a condiciones climáticas tan extremas como las que vivimos”, afirma Hege Njaa Aschim, del gobierno noruego, que es propietario de la bóveda.

” Entró mucha agua al inicio del túnel, pero luego se convirtió en hielo, así que cuando entramos nos encontramos con un glaciar”, explicó a the Guardian. Afortunadamente, el agua derretida no llegó dentro de la bóveda, el hielo se pudo quitar y las valiosas semillas están seguras por ahora, conservadas a la temperatura correcta de -18ºC.

Pero el incidente ha puesto en entredicho la capacidad de la bóveda de sobrevivir como cuerda de salvamento de la humanidad en caso de una catástrofe. “Se suponía que tenía que funcionar sin la ayuda de las personas, pero ahora tenemos que vigilar la bóveda las 24 horas del día”, asegura Aschim. “Tenemos que ver qué podemos hacer para minimizar los riesgos y asegurarnos de que el banco de semillas se puede cuidar solo”.

Los encargados de la bóveda están esperando a ver si las altas temperaturas de este invierno fueron algo de una sola vez o si se repetirán o incluso aumentarán en la medida en que el cambio climático calienta todo el planeta. A fines de 2016, las temperaturas promedio superaron los registros normales de Spitsbergen en 7ºC.

” La pregunta es si esto es algo que sucede sólo ahora o si la situación empeorará”, dice Aschim. Las temperaturas del archipiélago de Svalbard, del cual forma parte la isla Spitsbergen, han subido rápidamente en las últimas décadas, según Ketil Isaksen, del Instituto Meteorológico Noruego.

” Las temperaturas del Ártico, y especialmente de Svalbard, han subido más que en otros sitios del mundo. El clima está cambiando radicalmente y estamos azorados por lo rápido que está sucediendo”, declaró Isaksen al periódico noruego Dagbladet.

Ahora, los encargados de la bóveda están tomando precauciones, como por ejemplo grandes obras para impermeabilizar el túnel de 100 metros que entra en la montaña, y trincheras en las laderas de la montaña para canalizar el agua proveniente de los derretimientos y las lluvias. También han quitado material eléctrico que había en el túnel y que generaba más calor, y han instalado bombas dentro de la bóveda para que actúen en caso de una inundación.

Aschim dice que no tuvieron más opción que buscar soluciones para asegurarse de que la seguridad de la bóveda sea duradera: “Tenemos que encontrar soluciones. Es una gran responsabilidad y nos lo tomamos muy en serio. Estamos haciendo esto por el bien del todo el mundo”.

” Se supone que esto debe durar una eternidad”, dice Åsmund Asdal del Centro Nórdico de Recursos Genéticos, que opera la bóveda de semillas.

Traducido por Lucía Balducci

ETIQUETAS: The guardian,Europa, Noruega, Ártico

El deshielo del Ártico por el calentamiento global multiplica el tráfico marítimo para acceder a sus recursos

Aunque aún tiene un peso relativo bajo, el tránsito de barcos, especialmente cargueros y tanques, creció un 20% entre 2012 y 2014. La mayor apertura del océano a la navegación permite el paso de más de 11.000 buques al año para pescar, transportar mercancías o explorar yacimientos. La extensión de la capa de hielo boreal marcó su mínimo histórico en 2016 al tiempo que la nieve comenzó a derretirse antes que nunca. 

capa-oceano-artico-carlos-duarte_ediima20160802_0387_4

Capa de hielo en el océano Ártico / Carlos Duarte.

El océano Glacial Ártico se derrite más cada año. La desaparición de más cantidad de hielo y de manera más temprana cada estación libera las aguas para el tráfico de barcos y, por tanto, el acceso a los recursos bajo las aguas polares. Entre 2012 y 2014, la media de buques que surcaron aguas árticas subió un 20% según el primer recuento real que ha llevado a cabo el Instituto de Física Interdisciplinar y Sistemas Complejos (Ifisc) del Csic y la Universitat Illes Balears.

Este 2016, la extensión del hielo del norte marcó un mínimo histórico: se registró a finales de marzo y fue de 14,5 millones de km2, según el Centro de Datos de Nieve y Hielo estadounidense (Nsidc). 1,12 millones menos que la media constatada vía   satélite desde 1980. Además, con el calentamiento global, la nieve ha empezado a derretirse también antes: el pasado 13 de mayo, el observatorio más al norte de la Agencia Oceánica y Atmosférica de EE UU (Noaa) constató la fundición más temprana: 10 días antes que el anterior récord de 2002.

Aumentan las aguas del océano septentrional que se convierten en navegables. “El acceso y la explotación de los recursos naturales son los factores predominantes que explican el tránsito marítimo en la zona”, explican en el Csic.

Aunque hasta ahora el paso de barcos no es muy grande, 11.000 en 2014, la tendencia es siempre ascendente. “La gran mayoría se concentra en el mar de Barents para pescar”, cuenta a eldiario.es uno de los investigadores principales, Victor Martínez Eguíluz.

Bacalao en el paralelo 78

Tanto es así, que la flota pesquera del Ártico ha podido faenar incluso más allá de los 78º Norte. Un análisis de los datos del sistema de posicionamiento (AIS) de arrastreros elaborado por Greenpeace ha concluido que más de 100 de estos buques llegaron a esas latitudes en 2015. El mar de Barents ha perdido hasta la mitad de su cobertura de hielo y el verano dura mucho más que en 1980, destaca la ONG. Eso se ha traducido en capturas anuales de 800.000 toneladas de bacalao en aguas que antes eran inaccesibles por heladas.  

Martínez Eguíluz resalta que el seguimiento por satélite de las singladuras de barcos ha confirmado que “a menor capa de hielo, más barcos”. Especialmente en el corredor noreste que bordea Siberia. Por allí se están estableciendo nuevas rutas marítimas “que ahorran hasta 7.000 kilómetros en el tránsito de mercancías entre Europa y Asia”, añade el investigador. Y hay que tener en cuenta que hasta el 90% del transporte mundial de mercancías se hace por mar.

El océano Ártico va camino de convertirse en totalmente navegable durante el verano. “Algunos modelos lo sitúan en 2030 otros en 2050”, matiza Eguíluz. Pero es un escenario que parece inevitable. En 2014, 2.416 cargueros y tanques navegaron esas aguas, revela el estudio del Ifisc. Todavía tienen un peso relativo pequeño ya que suponen un 11% del total pero la media mensual pasó de 30 a 36 entre 2012 y 2014.

Muchos barcos, mucho impacto 

Que se den las condiciones para que los pasos boreales se naveguen implica que “hay que analizar los impactos que producen ya que mucho tráfico marítimo tiene consecuencias en cuanto a contaminación, ruido o introducción de especies en los ecosistemas”, subraya Martínez Eguíluz.

En 2013, el presidente ruso Vladímir Putin avisaba de que el Ártico “es la ruta de tránsito más corta desde el oeste hacia el océano Pacífico. Existe un gran interés en todo el mundo por nuestra Ruta Marítima del Norte, que ahora por el cambio climático se hace más adecuada para la navegación”. Y luego vaticinaba que “dado que Rusia tiene la flota de rompehielos más grande del mundo, vamos a desarrollar y utilizar esta ventaja económica”.

Dos años después, Rusia pedía ante la ONU la soberanía sobre 1,2 millones de km2 en el Ártico para explorar la existencia de hidrocarburos. Las previsiones hablan de 412.000 millones de barriles de petróleo.

Fuente: eldiario.es/sociedad/Artico

Ver para creer: Este iceberg gigante es lo mejor que le pudo haber pasado a este pueblito (FOTOS)

“Es el mayor que he visto jamás”, admite el alcalde de la localidad de Ferryland.

58f79ca4c4618860238b45fc

Greg LockeReuters

Un enorme iceberg ha llegado a la costa oriental de Canadá para crear un inesperado atractivo turístico en la isla de Newfoundland. Las impresionantes fotos del gigante bloque de hielo que se eleva sobre Ferryland han puesto en el centro de la atención internacional a la pequeña localidad en la que apenas viven algo más de 400 residentes.

58f86f31c36188482d8b4624

Greg LockeReuters

El alcalde de Ferryland, Adrian Kavanagh, afirmó este lunes que la masa de hielo parecía haberse encallado para quedarse durante algún tiempo.

Iceberq Canada

“Es el mayor que he visto jamás”, admitió a CTV News.

Cada año desde primavera hasta otoño boreal centenares de icebergs se acercan a las costas canadienses del Atlántico. “En un día claro se pueden distinguir cinco o seis grandes icebergs en la lejanía”, explicó Kavanagh. 

El aumento de actividad se podría deber tanto a los poco habituales fuertes vientos que arrastran las masas de hielo hacia el sur como al calentamiento global.

Fente: actualidad.rt.com/

Ártico el hielo marino de verano mínimo es el cuarto más bajo registrado

15 de septiembre, el año 2015
LIBERACIÓN 15-187
 r
De acuerdo con un análisis de la NASA de datos de satélites, el hielo marino del Ártico mínima medida en el año 2015 es el cuarto más bajo registrado desde que comenzaron las observaciones desde el espacio.
 r

Esta animación muestra la evolución de la cubierta de hielo marino en el Ártico desde su máxima extensión invierno, que fue alcanzado el 25 de febrero de 2015, y fue el más bajo de la historia, a su mínimo anual aparente, que se produjo el 11 de septiembre de 2015, y es el cuarto más bajo de la era de los satélites.Créditos: NASA Goddard Visualización Científica Studio. Descargar este video en formatos de alta definición de Visualización Científica Estudio de la NASA Goddard

15-187b

El 2015el hielo narino del Ártico en verano es de 699.000 millas cuadradas debajo del promedio 1981-2010, que se muestra aquí como una linea de oro. Crédito NASA/ Goddard Visualización Cientifica Studio

El análisis realizado por la NASA y la NASA compatibles-Centro de Datos de Hielo (NSIDC) de la Universidad de Colorado en Boulder Nacional de Nieve y mostraron la medida mínima anual fue de 1,70 millones de millas cuadradas (4,41 millones de kilómetros cuadrados) el 11 de septiembre mínimo de este año es 699.000 millas cuadradas (1,81 millones de kilómetros cuadrados) más bajos que el promedio 1981-2010.

la cubierta de hielo marino en el Ártico, hecho de agua de mar congelada que flota en la superficie del océano, ayuda a regular la temperatura del planeta al reflejar la energía solar de vuelta al espacio. La capa de hielo del mar crece y se contrae de forma cíclica con las estaciones. Su extensión mínima de verano, que se produce al final de la temporada de deshielo, ha ido disminuyendo desde finales de 1970 en respuesta al aumento de las temperaturas.

En algunos años recientes, bajo mínima extensión del hielo marino ha sido al menos en parte agravada por factores meteorológicos, pero ése no era el caso este año.

“Este año es el cuarto más bajo, y sin embargo, no hemos visto ningún evento climático mayor o patrón de clima persistente en el Ártico este verano que ayudó a impulsar la extensión inferior como sucede a menudo”, dijo Walt Meier, un científico del hielo marino con Goddard de la NASA Centro de Vuelo Espacial en Greenbelt, Maryland. “Fue un poco más de calor en algunas áreas que en el año pasado, pero fue más frío en otros lugares, también.”

En contraste, el año más bajo de la historia, 2012, vio un poderoso ciclón de agosto que se fracturó la capa de hielo, acelerando su declive.

La disminución del hielo marino se ha acelerado desde 1996. Los 10 grados mínimos más bajos de los registros por satélite se han producido en los últimos 11 años. El mínimo de 2014 era de 1,94 millones de millas cuadradas (5,03 millones de kilómetros cuadrados), el séptimo más bajo registrado. Aunque el mínimo 2015 parece haber sido alcanzado, existe la posibilidad de que el cambio de vientos o fusión de final de temporada podrían reducir la extensión del Ártico aún más en los próximos días.

“La capa de hielo se vuelve menos y menos resistentes, y no hace falta tanto para que se derrita como antes”, dijo Meier. “La capa de hielo de mar, que solía ser una lámina sólida de hielo, ahora se fragmenta en témpanos más pequeños que están más expuestos a calentar las aguas oceánicas. En el pasado, el hielo ártico del mar era como una fortaleza. El océano sólo podía atacarlo desde los lados. Ahora es como los invasores han túnel por abajo y la bolsa de hielo se derrite desde dentro “

Algunos análisis han dado a entender el hielo marino de varios años del Ártico, el hielo más antiguo y más gruesa que sobrevive a la temporada de deshielo del verano, parecían haber recuperado parcialmente después de la baja de 2012 ACTA. Pero de acuerdo con Joey Comiso, científico del hielo marino en el Goddard, la recuperación aplana el invierno pasado y es probable que revertir después de esta temporada de deshielo.

“El hielo más grueso probablemente seguirá disminuyendo”, dijo Comiso. “Puede haber algunas recuperaciones durante algunos años, sobre todo cuando el invierno es inusualmente frío, pero se espera que bajar de nuevo porque la temperatura de la superficie en la región sigue aumentando.”

Este año, la cubierta de hielo marino del Ártico experimentaron tasas relativamente bajas de fusión en junio, que es el mes del Ártico recibe la energía más solar. Sin embargo, la tasa de pérdida de hielo recogido durante julio, cuando el sol es todavía fuerte. Más rápido que las tasas de pérdida de hielo normales continuaron hasta agosto, un mes de transición, cuando la pérdida de hielo por lo general comienza a disminuir. Un gran “agujero” apareció en agosto en la bolsa de hielo en los mares de Beaufort y Chukchi, al norte de Alaska, cuando más delgado hielo estacional rodeado por más grueso, el hielo se derritió mayores. La gran apertura permitida para el océano para absorber más energía solar, la aceleración de la masa fundida.

No está claro si fuerte episodio de El Niño de este año, que es un fenómeno natural que se produce normalmente cada dos a siete años, donde el agua de la superficie del Océano Pacífico ecuatorial calienta, ha tenido ningún impacto en la extensión mínima del hielo marino en el Ártico.

“Históricamente, el Ártico tenía una más gruesa, más rígido hielo marino que cubría más de la cuenca del Ártico, por lo que era difícil decir si El Niño tuvo ningún efecto sobre él”, dijo Richard Cullather, un modelador climático en Goddard. “Aunque no hemos sido capaces de detectar un fuerte impacto de El Niño en el hielo marino del Ártico, sin embargo, ahora que el hielo es más delgado y más móviles, deberíamos empezar a ver una mayor respuesta a eventos atmosféricos de latitudes más bajas.”

En comparación, la investigación ha encontrado una fuerte relación entre El Niño y el comportamiento de la capa de hielo alrededor de la Antártida. El Niño provoca una mayor presión del nivel del mar, la temperatura del aire más y más caliente temperatura superficial del mar en el oeste de la Antártida que afectan a la distribución del hielo marino. Esto podría explicar por qué este año el crecimiento de la capa de hielo marino en la Antártida, que actualmente se dirigió hacia su grado máximo anual y era mucho mayor que los niveles normales en gran parte de la primera mitad de 2015, cayó por debajo de los niveles normales a mediados de agosto.

A partir de la próxima semana, de la NASA Operación IceBridge, un estudio aéreo de los hielos polares, será la realización de vuelos de ciencias sobre el hielo marino en el Ártico, para ayudar a validar las lecturas satelitales y proporcionar información sobre el impacto de la temporada de deshielo de verano en tierra y mar de hielo.

La NASA utiliza el punto de vista del espacio para aumentar nuestra comprensión de nuestro planeta, mejorar la vida, y salvaguardar nuestro futuro. La NASA desarrolla nuevas formas de observar y estudiar los sistemas naturales interconectados de la Tierra con los registros de datos a largo plazo. La agencia comparte libremente este conocimiento único y trabaja con instituciones de todo el mundo para obtener nuevos conocimientos sobre cómo nuestro planeta está cambiando.

Para obtener más información acerca de las actividades de ciencias de la Tierra de la NASA, visite:

http://www.nasa.gov/earth

-fin-

 

Steve Cole
Sede, Washington
202-358-0918
stephen.e.cole@nasa.gov

Rani Gran
Goddard Space Flight Center, Greenbelt, Md.
301-286-2483
rani.c.gran@nasa.gov

 

Ha conseguido el Ártico Sootier durante el último siglo?

1016778main_pitufik20glacier

Negro de carbono, partículas de hollín el que da humo de los motores diesel y fuegos de la cocina un aspecto oscuro, tomó el centro del escenario esta semana cuando la secretaria de Estado Hillary Clinton asistió a una reunión de alto nivel del Consejo Ártico en Nuuk, la capital de Groenlandia.

El carbono negro ha atraído la atención de los climatólogos y formuladores de políticas ya su compleja estructura hace que sea tan bueno en la absorción de la luz solar. Para aclarar este punto, Universidad de Tami Bond con sede en Illinois, uno de los especialistas de carbono negro de la nación, señaló durante una audiencia en el Congreso el año pasado que una onza de negro de carbón disperso en la atmósfera bloquearía la cantidad de luz solar que caería en una pista de tenis. La energía absorbida luego se transfiere a la atmósfera en forma de calor y contribuye al calentamiento global.

La reunión del Consejo Ártico coincidió con la publicación de dos informes científicos se centraron en la criosfera. El primero, escrito por el brazo científico del Consejo Ártico, argumentaron que las Naciones Unidas subestimado la velocidad a la que el Ártico está perdiendo hielo marino y concluyó el Océano Ártico podría quedarse sin hielo dentro de los próximos treinta a cuarenta años. El segundo hace que el caso que es posible reducir la pérdida de hielo ártico significativamente por reducción de las emisiones de carbono negro.

He escrito antes acerca de la posibilidad de que la reducción de emisiones de carbono negro podría ahorrar hielo del mar Ártico. Modelado reciente, realizado por la Universidad de Stanford Mark Jacobson y financiado en parte por la NASA, sugiere que la eliminación de las emisiones de hollín de los combustibles fósiles y biocombustibles en llamas durante los próximos quince años podría reducir el calentamiento del Ártico hasta en un 1,7 ° C (3 ° F). (Calentamiento neto en el Ártico, en comparación, ha sido alrededor de 2,5 ° C (4,5 ° F) durante el último siglo.

Las emisiones futuras de lado, lo que realmente ha estado sucediendo con las tendencias de deposición de carbono negro en el Ártico? Han emisiones de carbono negro, al igual que las emisiones de dióxido de carbono, se aumenta sin cesar en las últimas décadas?

En un informe reciente, elaborado por los climatólogos del Instituto Goddard de Estudios Espaciales, ofrece una buena visión general que he extracté a continuación. Puede venir como una sorpresa que la cantidad de carbono negro vientos están descargando en el hielo ártico se ha reducido de hecho en los últimos decenios. A partir del estudio del GISS:

Recientemente ha habido preocupación por los impactos de carbono negro en el albedo de la nieve en el Ártico y si eso ha contribuido a la fusión del hielo ártico y nieve. Algunos estudios se han centrado en los cambios en el Ártico BC Desde la década de 1980, cuando las mediciones se hicieron por primera vez. Sharma et al. (2004) encontraron una disminución del 60% en negro de carbono atmosférico en Alerta de entre 1989 y 2002. Las mediciones de nieve Arctic recientes (por ejemplo Grenfell et al, 2009;.. Hegg et al, 2009) encontraron concentraciones BC en alrededor de 5-15 ng g -1 en Canadá, Alaska y el Océano Ártico,aproximadamente un factor de dos más baja que mide en la década de 1980 (por ejemplo, Clarke y Noone, 1985). Mediciones rusos contemporáneos son más grandes que el Ártico occidental, que varía de aproximadamente 15-80 ng g-1, mientras que las concentraciones de BC en los mares Barants y Kara se midieron a aproximadamente 15-25 ng g-1 (Grenfell et al, 2009;. Hegg et al., 2009). La capa de hielo de Groenlandia tiene relativamente muy bajos niveles de BC, cerca de 2-3 ng g-1, similar a las mediciones en la década de 1980 (Grenfell et al., 2009).

Bond mostró algunos gráficos particularmente útiles durante su testimonio el año pasado que dan tendencias de las emisiones a largo plazo. De acuerdo con estimaciones de Bond, las emisiones de carbono negro alcanzó su punto máximo alrededor del cambio de siglo, cuando cocinas sucias eran comunes.

1016776main_black20carbon20emission20trend

Ella también ha mostrado un buen gráfico que muestra los sectores que producen la mayor parte del carbono negro.

1016777main_black20carbon20sectors

Texto por Adam Voiland. Imagen de Pitufkin glaciar en Groenlandia desde Mission IceBridge de la NASA. Los gráficos de Tami Bond. 

Fuente: blogs.nasa.gov/whatonearth/

VIENTO SOLAR EN 2 DÍAS

viento solar

Un agujero en forma de cañón en la atmósfera del Sol se enfrenta a la Tierra, y que está arrojando un chorro veloz del viento solar hacia nuestro planeta. Observatorio de Dinámica Solar de la NASA fotografió la fisura gigante el 25 de marzo:

Se trata de un “agujero coronal” (CH) – una vasta región donde el campo magnético del sol se abre y permite que el viento solar se escape. Se espera que una corriente gaseosa que fluye de este agujero coronal para llegar a nuestro planeta durante las últimas horas del 27 de marzo y podría provocar moderadamente fuertes tormentas geomagnéticas de clase G2 alrededor de los polos de marzo 28 o 29.

Hemos visto este agujero coronal antes. A principios de marzo, que azotó el campo magnético de la Tierra con una corriente de gran movimiento, que provocó varios días consecutivos de intensas auroras alrededor de los polos. El agujero en la corona es potente porque es vomitando viento solar roscado con campos magnéticos “de polaridad negativa”. Tales campos hacen un buen trabajo se conecta a la magnetosfera de la Tierra y las tormentas geomagnéticas energizantes.

los observadores del cielo del Ártico deben estar alerta de las auroras principios de la semana próxima.

 

Así se rompe el hielo, literalmente, en la conquista por el Ártico: con submarinos nucleares

1024_2000

Con esto del cambio climático cualquier día se nos enfría el planeta y nos encontramos con la puerta atascada por la nieve. O peor, con los océanos congelados. Aunque viendo lo que son capaces de hacer los submarinos nucleares no hay mucho problema a la hora de emerger desde el fondo y cargarse una capa de hielo.

Eso vemos en las impresionantes imágenes que nos llegan desde el Círculo Polar Ártico del submarino USS Hartford. Una nave de tipo Los Ángeles class, con equipamiento para ataques en tierra y mar y, como vemos, preparado para los entornos más extremos.

Tanto el Círculo Polar Ártico (paralelo 66) como el Ártico (el Polo Norte) son regiones de especial interés por los países que ya tienen una pequeña parte de su geografía perteneciente a estas latitudes, siendo Rusia, Canadá, Groenlandia, Islandia, Noruega y Estados Unidos en el caso del Círculo Polar y sumando Suecia, Finlandia y la región de Laponia en el caso del Ártico (así como el propio océano). ¿A qué es debido? A que, al parecer, estas regiones tienen de inhóspitas lo mismo que de provechosas.

La cara B del calentamiento global

Lo verdaderamente jugoso de esta gélida región está precisamente debajo de la sólida capa de hielo. A consecuencia del calentamiento global, los polos del planeta están sufriendo un deshielo progresivo que, además de hacer variar la extensión, va dejando asomar los recursos que la gruesa capa blanca cubría. Se hablaba ya en 2014 del 25% de las reservas mundiales de petróleo y gas bajo las aguas del Ártico, que además dado lo poco habitado de la región, se convierte en una ruta comercial muy segura (sin piratas).

Según apuntaban en BBC, el volumen de hielo disminuye a un ritmo del 12% cada 10 años. De este modo, de manera imparable estos recursos van aflorando y poniéndose a disposición de los gobiernos que rondan las latitudes con máquinas como el submarino que hemos visto al inicio de este post o buques rompehielos. Según el Instituto Geológico Nacional de Estados Unidos, la región alberga depósitos minerales con oro, platino y diamantes, además de fauna y bancos de peces de importante valor económico.

650_1200

El deshielo, además, hace que se abran dos rutas (la del noroeste y la del noreste) que supondrían un acceso más rápido y barato que los itinerarios comerciales actuales, según apuntaron en el periódico. Una de ellas, la del noroeste (o ruta del mar del Norte) interesaría a Rusia dado que une los océanos Atlántico y Pacífico en las costas del norte del país. Aunque no es sólo esta gran nación la única que pone empeño en ampliar su pedazo de Polo Norte.

El reparto del pastel de la riqueza sumergida

Según la Convención Internacional de Derecho del Mar de Naciones Unidas (UNCLOS, en el 1982), los recursos naturales del fondo del mar y el subsuelo que se encuentren a hasta 322 kilómetros del territorio de un país limítrofe pertenecerán a éste mismo (siendo, recordemos, Canadá, Dinamarca -Groenlandia-, Noruega, Rusia, Estados Unidos, Suecia, Finlandia e Islandia). Además, pueden solicitar una ampliación hasta los 563 kilómetros, siempre y cuando se pruebe que esa extensión forma parte de su plataforma continental.

SE PRETENDE TENER ACCESO A LAS RIQUEZAS QUE VAN ASOMANDO CON EL PASO DEL TIEMPO

De este modo, con las expediciones cartográficas que se están organizando se buscaría reclamar más porción de territorio y tener acceso a las riquezas que van asomando con el paso del tiempo. Aunque el interés va más allá de la explotación y es importante también a nivel estratégico. Leíamos también en el artículo de la BBC que el Instituto Ruso de Investigaciones Estratégicas enfatizaba lo privilegiada de la situación geográfica al pasar por allí (concretamente por el noroeste del mar de Barents) “la trayectoria más corta para los misiles balísticos en cualquier hemisferio de la tierra”.

650_12001

Así, se habla de los “Cinco Árticos” (The Five Artics) al referirse a los países que por proximidad están interesados en esta conquista, refiriéndose a Noruega, Rusia, Dinamarca, Canadá y Estados Unidos, si bien China también entraría en la ecuación al tener proyectos en conjunto con Rusia. Esto último lo afirmaba en el anterior artículo Ekaterina Klimenko del Instituto Internacional de Investigación para la Paz de Estocolmo (SIPRI, por sus siglas en inglés) de Suecia, y autora deRussia’s Evolving Arctic Strategy (La estrategia en evolución de Rusia en el Ártico).

Una conquista por tierra, mar y Twitter

Aunque las prácticas con el USS Hartford no dejan dudas de que el país norteamericano avanza en la medida de lo posible su conquista, hay constancia documental del interés estadounidense en el Ártico. Ejemplo de ello es la transcripción de una audiencia del Comité de Apropiaciones de Estados Unidos en 2009 titulada “Importancia estratégica del Ártico en la política de los EE.UU.”, en la que se hace referencia a la importancia de las regiones del Ártico (poniendo énfasis en los requerimientos de Alaska, perteneciente a Estados Unidos). Este valor se plasma en los siguientes puntos:

  • La estimación del 22% de petróleo y gas natural por parte del Instituto Geológico Nacional, además de los depósitos de oro, carbón y zinc.
  • El ecoturismo.
  • Aumento de los bancos de peces debido al aumento de la cantidad de agua. Aunque esto, por otra parte, pone en peligro la navegación.
  • Posibilidad de incrementar la investigación y el mapeado del fondo oceánico.

En cuanto a Rusia, Klimenko también hablaba del peso de este país en la región ártica, tanto en los últimos años como de manera histórica (según recuerda, el Ártico fue un punto estratégico para las fuerzas rusas). Además, según la investigadora una buena parte de los habitantes de dicha región son rusos.

Rusia es ya una superpotencia en la región. Además de la capacidad militar que históricamente ha tenido en el Ártico, de los cuatro millones de habitantes de la región ártica, un millón son ciudadanos rusos.

650_12002
Otro gesto que quedó en la bibliografía y que leemos en los artículos que hemos citado, es que el 2 de agosto de 2007 el vicepresidente de la Cámara de Diputados rusa Artur Chilingárov colocaba una cápsula de titanio con una bandera rusa en el fondo abisal del Polo Norte, como una declaración de intenciones bastante clara. Esto fue un pequeño empujón para que el resto de naciones se moviese, como el caso de Canadá anunciando la construcción de un puerto en la ruta del noroeste o Dinamarca enviando expediciones para cartografiar el norte de Groenlandia. La guinda, el tweet del viceprimer ministro de Rusia, Dmitry Rogozin, con el mensaje “El Ártico es la Meca rusa”

Al acecho del deshielo

En cuanto a los recursos que vayan quedando disponibles, sigue habiendo dudas en cuanto a la pertenencia de los mismos. Como podemos leer en un informe del Dr. Charles M. Perry, vice-presidente y director de estudios del Instituto de Análisis de Política de Exteriores (Institute for Foreign Policy Analysis, IFPA, en Cambridge, Massachusetts), no se descarta que ante desacuerdos con las condiciones de la UNCLOS se puedan suceder conflictos militares. De esto de hecho ya os hablamos al mencionar los 13 conflictos territoriales más chungos del mundo.giphy

Tampoco se sabe con exactitud la pertenencia de algunos recursos per se, como en el caso de la pesca, pudiendo haber migraciones de los bancos de peces de un país a otro debido a las diferencias de temperatura de las aguas. Lo que está claro es que hay muchos ojos puestos en el deshielo y que a los submarinos como el que veíamos al inicio de momento no se les acabará el trabajo.

En Magnet | Diez ciudades más allá del Círculo Polar Ártico


El hombre no posee el poder de crear vida. No posee tampoco, por consiguiente, el derecho a destruirla. (Mahatma Gandhi)

Follow El Artico on WordPress.com

Archivos

Categorías

Estadísticas del blog

  • 9 hits
mayo 2017
L M X J V S D
« Abr    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031